Camisa de refrigeración

Las camisas de refrigeración permiten que parte del líquido bombeado o del líquido externo circule por la carcasa del estátor del motor. Éste absorbe el exceso de calor mediante convección forzada, garantizando un enfriamiento suficiente de la bomba.

Las camisas de refrigeración permiten que parte del líquido bombeado o del líquido externo circule por la carcasa del estátor del motor. Éste absorbe el exceso de calor mediante convección forzada, garantizando un enfriamiento suficiente de la bomba. 

Las bombas instaladas en entornos secos necesitan una refrigeración especial del motor. Las bombas sumergidas también pueden necesitar una refrigeración adicional del motor si el líquido bombeado es caliente o si la bomba necesita bombear de forma continua. Esto mismo se aplica en el caso de que el líquido bombeado esté por debajo del nivel del motor.

La camisa de refrigeración también puede diseñarse como una carcasa de aluminio alrededor de la carcasa del estátor. De esta forma, el calor se transferirá al líquido bombeado a través de la carcasa de aluminio.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati