Condensador evaporativo

Los condensadores evaporativos se utilizan para eliminar el calor sobrante de un sistema de refrigeración en los casos en los que este calor no se pueda utilizar para otros propósitos. El exceso de calor se elimina evaporando el agua.

Los condensadores evaporativos disponen de un armario con un condensador con rociador de agua y, normalmente, disponen de uno o más ventiladores. El exceso de calor se elimina evaporando el agua. En un condensador evaporativo se enfría el refrigerante principal del sistema de refrigeración, al contrario de lo que ocurre con una torre de refrigeración.

Los condensadores evaporativos son más caros que los refrigeradores en seco y se utilizan principalmente en grandes sistemas de refrigeración o en sistemas en los que la temperatura exterior es elevada. En numerosos lugares del mundo, la normativa limita el tamaño físico de los sistemas de refrigeración y estos tamaños, a su vez, limitan el uso de los condensadores evaporativos.

Al rociar un condensador con agua se saca partido al hecho de que la temperatura del punto de rocío es inferior a la temperatura del aire y al hecho de que las superficies húmedas transfieren calor de manera más eficaz.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati