Temperatura interior

Para definir adecuadamente la capacidad de un sistema de calefacción y ventilación, se deberán tener en cuenta los requisitos de climatización del interior.

Un parámetro importante es la temperatura interior que representa la temperatura del aire contenido en la sala en un determinado espacio calefactado.
Un BMS (sistema de administración del edificio) controla las fuentes de calor (y, por ello, la temperatura) utilizando un termómetro para medir la temperatura de la sala. Normalmente, el sensor se suele colocar en una pared que no se vea afectada por otras fuentes de calor (luz solar, etc.).

En un sistema de calefacción, donde los radiadores se controlan mediante termostatos, los sensores de temperatura de la habitación se pueden integrar en los termostatos del radiador.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati