Corrosión por picaduras

La corrosión por picaduras es una forma localizada de ataques corrosivos. La corrosión por picaduras forma agujeros u hoyos en la superficie del metal.

En general, la corrosión metálica implica la pérdida de metal en un punto de la superficie expuesta. La corrosión se produce de varias formas, que van desde ataques uniformes sobre toda la superficie hasta ataques más agresivos en determinadas zonas.

La corrosión por picaduras es una forma localizada de ataques corrosivos. La corrosión por picaduras forma agujeros u hoyos en la superficie del metal. Se perfora el metal, mientras que la corrosión medida como pérdida de peso podría ser mínima. La velocidad de penetración puede ser de 10 a 100 veces la de la corrosión general, dependiendo de la agresividad del líquido. Este tipo de corrosión se produce más fácilmente en entornos estancados.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati