Golpe de ariete

Fuerza destructiva que procede de la incompresibilidad del agua. El fenómeno ocurre a menudo cuando se llena una tubería vacía o si se cierra una válvula rápidamente. Suele producir ruidos en las tuberías o incluso la rotura de tuberías, válvulas etc.

El golpe de aire es la acumulación repentina de presión cuando el agua cambia de impulso en un sistema cerrado.

Dado que el agua es casi incompresible, la energía del agua en movimiento no tiene donde disiparse si se cierre repentinamente una válvula. Esto puede resultar en una sobre presión que crea estrés en las tuberías, generando ruido y en algunos casos la destrucción de las tuberías.

Ruido
En lo que respecta a edifices de gran altura, el golpe de ariete es, a menudo, un tema a tener en cuenta dada la gran diferencia de altura geodésica que existe y que requiere alta presión y alta velocidad del fluido. En aplicaciones de edificación comercial, el ruido es a menudo habitual, y en este punto, evitar el golpe de ariete es muy importante.

Válvulas para reducer el daño
El golpe de ariete se convierte en un riesgo cuando las válvulas del sistema se cierran rápidamente (ej. válvulas de solenoide). Se utilizan con frecuencia válvulas anti-retorno para evitar el choque de presión en las bombas y así reducir el riesgo de destrucción de las mismas. En algunas válvulas de solenoide, el tiempo de cierre puede prolongarse y reducir el efecto del golpe de ariete.

En aplicaciones en las que se necesiten que las válvulas se cierren rápidamente, pueden montarse absorbedores especiales. Los tanques de diafragma también ayudar a reducir el efecto del golpe de ariete.

Aumento de presión lento
El golpe de ariete supone riesgo cuando se llenan sistemas de tuberías vacíos. El golpe de ariete aparece cuando las tuberías están llenas y el fluido para de moverse. Para evitar esto, puede llenarse el sistema lentamente y dejar que la presión aumente lentamente durante un largo periodo de tiempo. Algunos grupos de presión incorporan funciones de aumento de presión pre-programadas para reducir el riesgo del golpe de ariete.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati