¿Qué son las fuerzas de descenso y qué las provocan?

Las fuerzas de descenso actúan en dirección descendente sobre el impulsor/eje de la bomba durante su funcionamiento. La mayoría de las bombas y motores se diseñan de tal modo que deba existir siempre una fuerza descendente durante el funcionamiento. Sin embargo, las fuerzas descendentes demasiado altas pueden provocar problemas si, por ejemplo, la bomba está funcionando con un punto de trabajo caracterizado por un caudal bajo y una presión de entrega consecuentemente alta. Si el funcionamiento en dicho rango tiene lugar de forma prolongada, el cojinete axial del motor podría resultar dañado. Además, la bomba y el motor podrían sufrir excesos de temperatura debido a la ausencia de caudal de refrigeración suficiente.

Para evitar que se produzcan tales problemas, la bomba debe funcionar dentro del rango de caudal especificado. Las curvas de las bombas sumergibles Grundfos representan el rango de caudal permitido con una línea continua y el rango de funcionamiento inaceptable con una línea discontinua.





    Facebook Twitter LinkedIn Technorati